Los conspiranoicos

11 de marzo 2004

Hace siete años a estas mismas horas no dábamos crédito a lo que se nos transmitía por todos los medios de comunicación.

Un gobierno en funciones a pocas horas de unas elecciones generales, no salía de su perplegidad tratando de calmar y explicar a la mayor brevedad lo ocurrido.  Mientras las informaciones que le llegaban a ministro del interior en funciones, decían unas cosas, los medios afines a la izquierda española nos decían otras.  De forma de el desconcierto y la sensación de inseguridad iba creciendo.

Incluso, se nos decía de haber encontrado los restos de islamistas que se habían inmolado.

Unido a esta situación, los mensajes msn a través de los teléfonos móviles, alentaban a los simpatizantes y afiliados a dicha izquierda a acosar las sedes del partido en el Gobierno.  En vez de ponerse al lado de las autoridades del Estado, éstos, los acosaban e incluso los llamaban asesinos.  “La tensión nos viene bien“.

Saltando toda la legislación, se hacen llamamientos el día de reflexión, se siguen acosando sedes del Partido Popular y se va animando a la población confundida a pensar que el Gobierno miente.  “No merecemos un Gobierno que nos miente“.

Días más tarde, el PSOE sale “victorioso” en las elecciones generales.  Una victoria manchada en sangre de inocentes ante una población confusa y desconcertada, transida de dolor.

No pasan 24 horas, cuando los vagones afectados por las explosiones son llevados a una fundición para hacerlos desaparecer.  Aparecen mochilas sin

Pruebas camino de ser destruidas

explosionar y vehículos que son trasladados a lugares no apropiados.  igualmente las ropas de las víctimas son quedas sin autorización de los familiares.  Al final, de las 30 toneladas de pruebas, queda una parte de un clavo, previamente lavado con disolventes a fin de borrar huellas.  ¿Conspiranoicos?

Desde el mismo día 14 de marzo de 2004,  el nuevo Gobierno ha estado mintiendo en todos los ámbitos de la vida.  En este caso si merecemos un Gobierno que nos mienta y no ocurre nada.  No se acosan las sedes del PSOE,  ni se llama asesinos a los nuevos Gobernantes.

Hoy, siete años después, seguimos sin saber, aunque si intuimos con certeza, que todo lo ocurrido responde a intereses nada lejanos a nosotros.  Ya dijo Aznar: ” no vienen de lejanas montañas, ni de lejanos desiertos”  Hoy, siete años después,  no hay nadie culpable de aquellos asesinatos, no quedan pruebas para analizar, y si muchas incógnitas por desvelar.

Hoy, a aquella desgracia asesina, se unen otras desgracias consecuencia de un Gobierno que se basa en la mentira, el la negociación con los asesinos, en la corrupción más escandalosa y en traición a su propio programa electoral, sin que aquí ocurra nada.  Sumidos en la pobreza, en la impotencia y en mucho conformismo egoísta, seguimos sin saber y sin dar paz a los víctimas, 192 muertos y más 2000 afectados de distinta gravedad.

Pedimos dignidad, justicia.  No podemos olvidar y no merecemos un Gobierno que miente y extorsiona a su propio pueblo.

Anuncios

Publicado el 11 marzo, 2011 en Política, Social. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: